sábado, 6 de febrero de 2016

CASTAGNOLE


Castagnole

Los castagnole son un dulce típico italiano provenientes de la región de Emilia Romagna.Se toman ,normalmente en fechas que van entre la Epifanía y Carnaval.

Castagnole

La masa de los castagnole es similar a la de nuestras rosquillas, con la diferencia de que lleva mantequilla en lugar de aceite.
Evidentemente, se diferencian también en la forma ya que son redondos.
En cualquier caso,son un bocado riquisimo,puro vicio el acercarse al bote a coger uno cada vez que estás cerca.

Castagnole






Ingredientes

  • 350 gr. de harina aproximadamente
  • 75 gr. de mantequilla 
  • 2 huevos grandes
  • 60 gr. de azúcar y un poco más para rebozar al final
  • ralladura de medio limón
  • 50 ml. de anís
  • 10 gr. de levadura de repostería


Preparación

  1. Empieza por derretir la mantequilla en el microondas unos 30 segundos.Remueve.
  2. Bate los huevos en una amasadora con las varillas,añade la mantequilla,el azúcar, el anís y la ralladura de limón.Mezcla bien.
  3. Añade la harina y la levadura tamizadas.Amasa.La masa ha de ser suave pero que no se pegue a las manos.
  4. Coge porciones de masa y forma bolitas.
  5. Fríe en aceite a temperatura media para que se doren por fuera pero estén hechos por dentro.
  6. Saca y reboza en azúcar.

Castagnole

4 comentarios:

  1. Que delicia de castagnole, se ve delicioso pero mejor tiene que saber...
    Besosss!!!

    ResponderEliminar
  2. Que bien te han quedado guapa, yo los hice el viernes y a ver si los público, tengo la receta a medias, te han quedado maravillosos y lo que es mejor son aditivos je je je, están deliciosos...Besss

    ResponderEliminar
  3. Estos picoteos dulces son la delicia de Víctor, este año vaga a más no poder, además de"horarios" extraños con él pero el próximo año, me lo recuerdas.
    Besazos.

    ResponderEliminar
  4. mejor no hacerlas y así no caigo en la tentación.... es que me conozco y los viajes al bote serían inevitables, se ven riquísimas!!

    ResponderEliminar

Agradezco tu tiempo y tus palabras