sábado, 30 de marzo de 2013

VERDINAS CON MARISCO


La verdina es una faba pequeña y delicada de color verdoso , de ahí su nombre.
Al paladar es suave, más que la faba normal por eso se emplea , normalmente, en platos con mariscos en vez de con sabores fuertes con compango (chorizo, morcilla, tocino).

De su origen poseemos dos teorías: vinieron del Nuevo Mundo de la mano de un indiano que regresó a su tierra o bien fueron introducidas desde Francia en los comienzos del siglo XX.

Esta  legumbre se cultiva , sobre todo en el oriente de Asturias, en el hermoso concejo de Llanes y fue allí donde las probé por primera vez.



La receta de hoy combina las verdinas con almejas y unos restos de bogavante pero os aseguro que sólo con almejas ya están exquisitas.




Medio kilo de fabes verdinas
300 gr de  almejas
Restos de pinzas de bogavante o gambas o similar
Un diente de ajo
Pimienta
Perejil
Vino blanco
Harina
Agua o caldo de pescado

Poner las verdinas a remojo la noche anterior.
Deshechar el agua.
Hacer un sofrito con el ajo y el perejil y una puntita de harina, rehogar las verdinas y añadir el agua o caldo y poner a cocer hasta que esten tiernas (En olla rápida, 1/2 hora).

Por otro lado  y ,cuando a las verdinas les queden poco tiempo de cocción ,hacer un sofrito de ajo y perejil, añadir un chorro de vino blanco y poner a abrir las almejas; cuando estén abiertas, tapar y reservar.

Cuando las verdinas estén hechas, añadir las almejas y cocinar cinco minutos todo junto para unificar sabores.En este último paso desmenucé las pinzas de los bogavantes y añadí la carne al guiso.
Si optáis por gambas , se pondrían a la vez que las almejas y se sofreirían antes de echar el vino blanco.

19 comentarios:

  1. Angeles por un platito de estos ma to jaja....

    Uffffff qué rico por Dios y qué fotos tan maravillosas .

    Besinos.

    ResponderEliminar
  2. ostras...si que son verdes? y no las conmocia!! Gracias!!

    ResponderEliminar
  3. Un guiso de éstos siempre sienta de maravilla, qué rico.
    Un beso

    ResponderEliminar
  4. Que ricas! yo no las he probado, pero mi hija las comió hace poco y le encanto, está deseando que se las haga, así es que tomo nota!
    Besos,
    Nasy

    ResponderEliminar
  5. Bego, Susana, aún tenemos tiempo antes de los calores de darle a la cuchara, verdad?

    Manu, verde clarín y casi no las conozco yo y son de aquí.

    Nasy, supongo que lo difícil será encontrarlas , porque incluso en Asturias yo no las veo a menudo; si tienes oportunidad, no lo dudes.

    Besos a tod@s.

    ResponderEliminar
  6. Estas verdinas las he visto en otro blog hace unos dias ..y tome nota ..pero ahora con tu reteca la apunto y las comprare ..me encanta .besos MARIMI

    ResponderEliminar
  7. Ciertamente son una exquisitez,
    yo las probe el año pasado
    (me regalaron 1/2 kilo)
    su unico problema es el precio,
    precisamente hoy las he visto en Guadalajara
    a 20€ el kilo,
    o sea son de capricho, pero vale la pena
    por lo menos una vez al año darse el gusto
    besos

    ResponderEliminar
  8. 20 euros el kilo!!!! Me dejas asustada.Yo las compré la saemana pasada a 9 y pico.
    Ni siquiera la faba de la granja(asturiana) está a ese precio.
    Gracias por pasarte por aquí.

    ResponderEliminar
  9. Acabo de ver el precio por ahí y me he quedado asustada!
    Ricas tienen que estar un montón y más con ese bonito color jajjajajjaja
    Besos.

    ResponderEliminar
  10. Nunca he probado las verdinas, Ángeles, teno que intentar hacerlas y ver qué tal, si nos gustan.
    Las fotos una delicia.
    Besos!

    ResponderEliminar
  11. Pues me ha venido genial la explicación ya que el nombre no me sonaba nada!! te ha quedado un plato delicioso y a mi que me encantan las legumbres imagínate!!!

    besos guapa

    ResponderEliminar
  12. Mira que me apetecen estos platos.
    Y es que donde esté un buen producto...lo malo es el precio que suele resultar un poco caro para tenerlo a diario. Pero siempre puedes darte un gusto.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  13. Ay thermo que me parto...no me había dado cuenta de que eran VERDES!!!

    Isabel , son tan suaves y tan chiquitinas que son una delicia.

    asj , ave si las encuentras por ahí, supongo que será difícil.

    Empar, si que son caras pero no creí que fuera de Asturias costaran esa barbaridad...las hubiera llamado artículo de lujo.

    Besos a todas y gracias por vuestras palabras.

    ResponderEliminar
  14. Mira que no soy yo, en general, de alubias... (Eso sí, en Asturias sí que me gustan, jajaja), pero las verdinas me encantan. Y con marisco, ni te cuento.
    Aquí también son caras: se ven en pocas tiendas.
    Besotes, guapa.

    ResponderEliminar
  15. Ángeles tengo que contenerme para no meter cuchara a la pantalla.Te han quedado de fábula. Para el marisco y las almejas las verdinas me encantan.

    besinos

    ResponderEliminar
  16. Siempre me presta visitar tu blog, Ángeles, pero cuando paso y hay una receta de la tierrina... ni te imaginas!. Esta faba es riquísima. Mi madre la prepara así como tú, con almejas. Me encantan las fotos. Gracias!!

    ResponderEliminar
  17. Marga es que una fabadina cuando se viene a Asturias es impepinable, aunque sea Agosto está de muerte.

    Belén guapa, qué gusto verte por mi cocina.

    Tania no creo que te pueda llevar un pinchín de verdinas mañana :)))pero ya estoy pensando en un post de galletas con referencia a un libro maravilloso que me voy a ir a leer ahora mismito.
    Gracias a ti.

    Un beso a todas, sois geniales.

    ResponderEliminar
  18. Adoro las verdinas, y tú las has bordado con esta receta.

    Maravillosa.

    Un besote y feliz viernes!

    ResponderEliminar

Agradezco tu tiempo y tus palabras