viernes, 17 de julio de 2015

CÓCTEL BELLINI



cóctel bellini



La agradable monotonía de aquella existencia lo hechizaba en su encanto; la dulzura suave y luminosa de aquella existencia se había adueñado rápidamente de él. Y, en efecto, ¿qué delicia mejor que aquella vida que unía los encantos de una playa meridional confortable a la cercanía de la estupenda y maravillosa ciudad? Aschenbach no gustaba del placer. Siempre que había vivido sus vacaciones, marchando en busca de reposo y días sonrientes, especialmente siendo más joven, había sentido en seguida la nostalgia inquieta del trabajo, del sagrado esfuerzo de su disciplinada labor cotidiana. Sólo aquel lugar ejercía sobre él una influencia sosegadora, distendía su voluntad y le tornaba dichoso. Muchas veces, por la mañana, descansando a la sombra de la lona extendida ante su caseta, solía abandonarse a un delicioso ensueño, mientras contemplaba el azul del cielo del mar meridional, o también, durante las noches tibias, arrellanado en los almohadones de la góndola que le conducía, bajo la amplia bóveda del cielo, desde la plaza de San Marcos, donde pasaba largos ratos, hasta el Lido. Y mientras iban alejándose las abigarradas luces de la ciudad y los melancólicos acordes de las serenatas, pensaba en su casa de montaña, el hogar de su esfuerzo estival; evocaba las nubes que cruzaban bajas, las tormentas espantables que por la noche apagan las luces de las casas y los cuervos que huían a las copas de los pinos.

      
                                                        Muerte en Venecia (Thomas Mann)



cóctel Bellini



El cóctel Bellini surgió en Venecia de la mano de Giuseppe Cipriano en el Harry´s Bar en 1948.
Cuentan que ideó este cóctel mientras miraba la puesta de sol y en memoria del pintor renacentista Bellini cuyas pinturas adoraba.



cóctel Bellini



Ingredientes

Dos melocotones
Una botella de vino Prosecco o una botella de champán o cava.


Preparación

Licuar los melocotones o triturarlos.
Pasarlos por un tamiz.
Mezclar con el vino removiendo bien.
Servir muy frío.



Y no pude contenerme a hacer la versión con paraguayos de Jamie Oliver.
Me gustó más, es más ligera.



Nini Bellini , Jamie Oliver, cóctel bellini

Las proporciones son las mismas cambiando los melocotones por paraguayos.Jamie lo llama Nini Bellini en honor a Nini,la mujer de Leo Caplan que hizo una generosa donación a Help a London of Children,una de las causas altruistas de Jamie.



Y eso es todo por hoy y por unos días.
Dejo entreabierta la puerta del blog;sólo me tomo unos días de vacaciones.
Intentaré disfrutar, como el viajero,de la placidez del descanso y de las bellezas de Italia.
Y  si es con un Bellini en mis manos mucho mejor.
Nos leemos en agosto.




Cóctel Bellini

9 comentarios:

  1. ¡¡ Una maravilla, una exquisitez....que probaré, con un espumoso moscatel malagueño !! Disfruta tus vacaciones....

    ResponderEliminar
  2. Que delicia, como me apetece tan fresquito este coctel. Besosss

    ResponderEliminar
  3. "...marchando en busca de reposo y días sonrientes..."
    Chin chin por ti, por esos días, por tu familia.
    Con la fruta que quieras porque me encanta la idea.
    Nos vemos a la vuelta.
    Besazos

    ResponderEliminar
  4. Que delicia!! a esta copita bien fresquita en este momento me ponia yo!! te ha quedado maravillosa...Bess

    ResponderEliminar
  5. One of my fave cocktails!

    http://beautyfollower.blogspot.gr/

    ResponderEliminar
  6. Pues Chin-chin por esos días que te esperan, que deseo estén llenos de momentos maravillosos de los cuales, recojas algunos a través de tu cámara. Un abrazo enorme y nos vemos a la vuelta.

    ResponderEliminar
  7. Por dios Angeles , este coctel tiene que estar de pecado mortal hummmm
    besinos guapa

    ResponderEliminar
  8. Buenaaaaaaaas ya estoy de nuevo por aqui despues de unos dias de descanso blogueril.
    Este coctel se ve de rexupete y con esos ingredientes no dudo lo mas minimo que asi sea te ha quedado de relujo para no variar.
    Bicos mil y feliz inicio de semana wapa.

    ResponderEliminar
  9. He leído La muerte en Venecia y de hecho he estado ya en dos ocasiones allí de vacaciones, pero nunca he probado este cóctel ¡imperdonable! más con lo sencillo que es de hacer. Ahora traeré Venecia a casa con tu receta

    ¡Besos mil!

    ResponderEliminar

Agradezco tu tiempo y tus palabras